Posts Tagged ‘Comportamiento empresarial’

Comportamiento Empresarial

jueves, diciembre 22nd, 2011

Comportamiento Empresarial

Cómo hacer operar la empresa en forma autónoma

El empresario debe flexibilizar su pensamiento de intentar manejar todos los asuntos de la empresa, debe reconocer la importancia que recae sobre elegir adecuadamente el perfil idóneo para cada puesto y permitir a cada área de la organización funcionar sin mayores intervenciones que forjen profesionales bajo la comodidad de espera instrucciones sobre su labor, la capacitación es siempre necesaria, al igual que la comunicación entre gerentes, directivos y mandos medios; más la empresa debe acomodarse al hecho de funcionar con autonomía en completa confianza sobre resultados de calidad y buen desempeño.

¿Qué estrategias pudiera adoptar una empresa para gestionar eficazmente a los colaboradores?

Salvador Trinxet Llorca – Dándole un esqueleto propio a su empresa como nos señala Fernando Quesada en IdeasparaPyMEs.com; inversión en capital humano: se trata de contratar no sólo a la cantidad de gente correcta, sino de algo aun más importante; contratar los perfiles adecuados. Outsourcing: pregúntese si tiene claridad acerca de cuáles son los procesos y actividades que realmente agregan valor y por lo tanto dónde debe enfocar su atención. Una buena idea es hacer un ejercicio de “cadena de valor”, e identificar dónde es que realmente se crea un servicio o producto diferenciado en su empresa. De ahí, siguen algunas preguntas básicas: ¿Cuáles procesos podría subcontratar, tercerizar o delegar en la organización?; coordinación y reuniones: al “hombre-empresa” no le sobra tiempo, y por ello evita las reuniones a toda costa. Si bien una reunión mal concebida y sobre todo, mal dirigida, puede ser un desperdicio de tiempo, es indudable que la principal herramienta para dirigir, coordinar, empoderar, asignar y sobre todo liderar, es la reunión cara a cara con los subordinados correctos. Definición de roles y responsabilidades: parece obvio, pero en medio de la vorágine que se vive en las empresas atadas a su empresario, la gente no sabe cuáles son sus responsabilidades o roles, ni en qué momentos se aplican. Recuérdese que un puesto laboral no es más que un grupo de roles, más o menos coherentes, asociados a “alguien”. ¿Cuándo cambiarse de “sombrero”? ¿Cuál “sombrero” tiene la prioridad en cada caso? ¿A quién le toca cada “sombrero”?.

¿Cuáles son las consecuencias de no delegar?

Salvador Trinxet – laflecha.net nos habla sobre esto mostrándonos que la incapacidad para delegar tareas en otros denota falta de confianza del empresario en sus colaboradores y empleados, lo que genera conflictos en la rutina laboral y un estrés añadido al empresario, quien convencido de que el negocio no puede funcionar sin su presencia, reducirá su disponibilidad para realizar viajes de trabajo, buscar nuevas oportunidades de negocio, desarrollar alianzas estratégicas o acuerdos comerciales, o aspectos más personales como tomarse unas vacaciones o la incapacidad de desconectar en su tiempo libre; los empresarios tienden a sobrecargarse de trabajo como consecuencia del temor a no conseguir los objetivos marcados o no cumplir las expectativas de sus clientes.

 

¿Qué significa que una empresa no pueda operar sin la presencia del dueño?

Salvador Trinxet – es un indicador de una deficiente organización y gestión y por tanto, susceptible de un fracaso evitable.

 

¿Qué sucede con el empresario que quiere hacerlo todo?

Salvador Trinxet – La Dra. Sandra Ludeña nos dice que aquel que desea hacer todo él mismo, porque nadie puede superarlo, porque tiene miedo al costo de los errores de los otros, porque desconfía de las personas que le colaboran, porque no tiene tiempo para desperdiciar en ensayos, no es un empresario completo, su proceso de maduración está aun empezando, su visión es limitada. Este emprendedor es un auto empleado; tanto, directivos como propietarios de negocios, se ven en necesidad de delegar, quien desee hacer empresa, debe tener gente trabajando organizadamente para su negocio.

 

Delegar es una tarea de responsabilidad, es decir trae consigo una respuesta implícita. Es necesario dedicar el doble del tiempo en adiestrar, entrenar y controlar a la persona que asumirá la tarea; antes que nada se debe comprender que el que asume las funciones delegadas, no tiene porque hacer ni pensar igual, a quien está realizando la transición; lo importante es que se llegue a los mismos resultados en el tiempo previsto.

 

¿Cuál es el comportamiento ideal del empresario en pro del funcionamiento de la empresa?

Salvador Trinxet – Jack Fleitman nos señala algunas características comunes entre los empresarios exitosos. Planear, organizar, dirigir y desarrollar la empresa; coordinar y administrar con eficiencia los recursos materiales, humanos, tecnológicos y financieros; crear oportunidades estratégicas que brinden mayor competitividad y posibilidad de crecimiento a la empresa; crear, adaptar y promover modelos gerenciales nuevos; fomentar e implantar procesos de mejora continua; manejar, resolver y aprovechar situaciones difíciles y encontrar, en éstas,  oportunidades para la empresa; integrar equipos de trabajo eficientes y eficaces; instrumentar cambios que mejoren los resultados económicos y sociales de la empresa; promover, adquirir y adaptarse a los desarrollos tecnológicos que permitan a la empresa ser más competitiva; saber separar los asuntos críticos que requieren una decisión inmediata; tener facilidad para señalar objetivos, elegir medios y asignar recursos con racionalidad y tener mente estratégica.